5 claves para saber cuánto cuesta una web

5 claves para saber cuánto cuesta una web

5 claves para saber cuánto cuesta una web

El boom de internet ha hecho que exista una gran competencia en el sector web, y en consecuencia, un dispar abanico de precios en el mercado. puedes encontrar webs por menos $5,000 o por más de $5,000.  Pero, ¿cuánto cuesta una web? ¿cómo decidirte por un presupuesto u otro?

En este artículo te cuento todo lo que necesitas saber para comprender esta diferencia de precio. Así podrás entender mejor los servicios que estás a punto de contratar, y podrás invertir correctamente en la creación de tu página web profesional. ¿Empezamos?

 

1. COMPLEJIDAD DEL SITIO WEB

El tiempo de ejecución y creación de una página web va a depender de la complejidad del proyecto, y por lo tanto va a influir en el precio:

  • Número de páginas o apartados: El presupuesto será distinto para una web de una sola página (One-Page), como la que hice para CrossFitDB, que para una web con cinco o más apartados como la que desarrollé para Agua Pedregal
  • Ecommerce y pasarela de pago: El precio se dispara bastante más para un e-commerce, o tienda online, ya que requieren de meses de trabajo.
  • Multiidioma: Añadir más de un idioma a tu web implica mayor inversión de horas y aumenta el coste.
  • Funcionalidades extras: como formularios de reserva, integración a la suscripción de tu newsletter o a otras aplicaciones externas, o bien añadir a tu web el acceso a usuarios registrados, son algunos ejemplos de funcionalidades extras que requieren de una programación específica y una inversión de tiempo de más, que va a verse reflejada en el presupuesto.
  • Web Responsive: significa que tu web se verá bien tanto en ordenadores portátiles o de sobremesa, como en smartphones y tablets. No todos los presupuestos la incluyen, y mira que es imprescindible hoy en día.

Una web no debería ser un producto cerrado con precio fijo, pues cada proyecto es distinto y más si hablamos de conseguir resultados profesionales.

 

 

2. PÁGINA A MEDIDA O CON GESTOR DE CONTENIDOS

Otro punto importante es si vas a poder gestionar, modificar o añadir contenidos a tu página web (web dinámica), o bien si una vez publicada no vas a tener opción de actualizar nada (web estática). Esto también determinará el precio de la web.

  • Página web estática: Hoy en día de poco sirve tener una página web que no puedas actualizar.
  • Página web con WordPress: Los CMS o gestores de contenido, como WordPress, se han hecho muy populares porque facilitan el trabajo tanto para desarrolladores web como para ti a la hora de gestionar los contenidos de tu web. Por eso también reducen los costes del presupuesto web. Si te ves capaz puedes crear tu propia página web. Sin embargo, un profesional web puede sacarle mucho más jugo y resolver problemas con los que un usuario medio puede encontrarse a la larga. Y lo más importante: lograr resultados profesionales, que es lo que necesitas para dar impulso a tu negocio.
  • Página web a medida con código propio: En algunos casos, un CMS puede ser una solución limitada para las necesidades de tu proyecto web. En ese caso necesitarás una página web y gestor de contenidos a medida. Esto implica contar con un diseñador y también con un programador web que a través del uso de código puro y duro construirán tu página web desde cero. El precio se dispara y bastante.

 

3. DISEÑO PERSONALIZADO VS PLANTILLAS

Se pueden crear webs de muchas maneras, y el precio va a variar en función de una u otra.

  • Diseño en base a plantilla prediseñada: Se puede comprar una plantilla de WordPress y tan solo modificar los textos y el logo por los tuyos. Las ventajas de esta opción es que se reducen los costes y los tiempos de entrega. Por contra, tu web será igual a muchas otras.
  • Diseño personalizado: Este es mi método. Desarrollo diseños únicos y exclusivos para ti, acordes a tus necesidades y a las de tu mercado objetivo. Pues para mi, no existen dos personas iguales. Como resultado obtienes una página web exclusiva y personalizada para tu negocio.

 

4. DOMINIO, ALOJAMIENTO Y CORREO ELECTRÓNICO

Para poder tener una página web en marcha, vas a necesitar sí o sí un nombre de dominio (www.tudominio.com), y un alojamiento web (hosting), que es como el disco duro en el que se almacenan todos los datos de tu web. También necesitarás una o más cuentas de correo corporativas (tunombre@tudominio.com).

El precio puede variar  en función del proveedor y las características del producto contratado. No todos los presupuestos incluyen el registro de dominio y hosting, así que toma nota y fíjate bien.

 

5. CALIDAD

Debes valorar y ser consecuente con el tipo de proveedor escoges. Quizá a una gran empresa que vende webs como churros, una agencia, un diseñador web freelance, o a tu primo, si quieres. Esto va a determinar:

  • estructura web, usabilidad y posicionamiento web (SEO)
  • capacidad resolutiva y experiencia que aportarán
  • asesoramiento en temas legales y de seguridad: Certificado SSL, normativa legal…
  • trato y atención al cliente
  • lograr resultados profesionales

 

 

Si estás buscando resultados profesionales, te recomiendo que contrates los servicios de una agencia o diseñador web freelance cualificado y con experiencia. Aportarán calidad y valor para el crecimiento de tu negocio, y por lo tanto será una buena inversión.

¿Tienes un proyecto entre manos y te gustaría recibir un presupuesto web? Estaré encantada de ayudarte: ¡escríbeme!